Ya sé, no estuve, me fui
Es obvio que no ibas a estar siempre ahí
Hoy me enteré lo ocupada que estás
Pasó el cuarto de hora, ¿y ahora sí me importás?

Nunca nos vimos, no te conocí
Pero por un segundo soñé hoy que sí
Qué oportuno el pensamiento
Que justo ahora quise hacer el intento
Pensaré de nuevo en soñar tu canción
Pensaré mil veces que perdí la ocasión
Me iba conforme, pero en un momento
Se armó un mundo, se desarmó y lo lamento

Siempre pensando no tener lo que pude
No me avivé, en el momento no estuve
Siempre lamentando haber perdido
Eso que nunca tuvimos
Pero tenerlo pudimos

Siempre las cosas que no pasan lamentamos
Y que se fueran lento, muy lento
Que de ese lamento, lamento
Siempre el idiota queda llorando
Por no haber reaccionado, ya no nos mintamos