Crece implacable el rio

Crece y todo lo inunda,

Bajo sus aguas profundas,

Ni manso ni enfurecido.

Avanza con paso altivo

Constantemente creciendo,

Agua y tierra van sintiendo

Latir el mismo latido.

 

Luego bajará el rio,

Luego volverá a crecer.

Los lleva y los va a traer

desde el mar amanecidos.

Lo que queda es barro tibio,

Hasta volver la creciente.

Campo llano floreciente,

Rio calmo florecido.